La autonomía como fin

De acuerdo con nuestra experiencia más reciente, una parte de la clientela empieza a buscar la autonomía completa respecto del proveedor tecnológico en cuanto a las posibles actualizaciones de un determinado producto. Parece que esta posición está basada en la inquietud por los casi seguros, por necesarios, costes añadidos que

Artículos recientes

Multitarea

De acuerdo con nuestra experiencia más reciente, una parte de la clientela empieza a buscar la autonomía completa respecto del proveedor tecnológico en cuanto a las posibles actualizaciones de un determinado producto.

Parece que esta posición está basada en la inquietud por los casi seguros, por necesarios, costes añadidos que implicarán dichas actualizaciones en el futuro.

Realmente, y esto es una consecuencia, el factor psicológico de la crisis es determinante en cuanto a la superación de la misma. Efectivamente existen importantes razones que la sustentan (endeudamiento privado, modelo económico precario, desempleo, etc.), pero todo o casi todo es posible en nuestra maleable economía de mercado mientras consigamos imaginar el futuro como un territorio lleno de posibilidades.

La actualización de plantillas, páginas, paquetes de e-learning, etc. es una tarea que siempre hará mejor un profesional (en diseño *o *programación). No hay por qué temer unos gastos descontrolados ni exorbitantes por este lado. Es necesario, eso sí, transparencia en las negociaciones y precios competitivos.

En el fondo se trata de preservar, por una parte, la necesaria división en el trabajo (que cada cual haga su tarea de la mejor manera posible y, con ello, contribuir a la mejora de nuestra tasa de productividad) y, por otra, la confianza de que no sólo saldremos de ésta sino que ya lo estamos haciendo, como el Observatorio Económico del BBVA parece indicar en su reciente informe.